domingo, 2 de marzo de 2014

La crème de la crème

Escalar y tener las manos suaves es como comer ajos y que el aliento te huela a fresca magnolia: si haces lo uno no tienes lo otro y viceversa. 

Aunque, bah, a los escaladores nos da bastante igual el tema. Aquí lo único que importa en relación a la piel de nuestras manos es que nos permita seguir escalando. Es decir, que ni duela, ni se desgaste, ni ninguno de los atroces conceptos asociados a ello (heridas, brechas, sangre, llanto, manchas rojas decorativas por toda la vía). Queremos una dermis elástica y resistente. Eso y que nos toque la lotería. 

Total, que no hace falta ser muy hábil para saber de qué va hoy la cosa: cremas de manos. Para empezar, vaya esto por delante, no soy una gran usuaria de cremas de manos, por dos motivos:

  1. Soy fan de las cremas faciales, que unto metódicamente usando mis diez apéndices digitales –por llamarles de algún modo-. Este gesto ya me procura, en general, hidratación suficiente.
  2. Y digo suficiente porque mi piel es grasa, hecho que arruina cualquier intento de mantener una piel mate en las fotos. O sea, el diagnóstico es que me brilla la frente, y no en plan metafórico, de sabiduría, sino en plan campesina laboriosa plantando lechugas bajo el tórrido sol canicular. 

No obstante, estoy rodeada de grandes consumidores de este cosmético: mis amigos, los Piel Seca. Esteve es un gran miembro (he dicho “es” y no “tiene”, que me leéis en diagonal y luego vienen los malentendidos) de esta árida tribu, y se unge día y noche como si no hubiese mañana. Por casa han pasado cremas de toda índole y, por culpa de ello, hoy puedo hablar sobre las cremas de manos como si fuese el propietario de Nivea. Aclarado esto, aquí viene nuestro Top 5:

Mercadona Aceite de Oliva: crema con base aceitosa –de ahí el nombre, mis suspicaces amigos- que hidrata medianamente pero que huele divinamente. Según una dermatóloga amiga de la familia, es una muy buena crema relación calidad-precio. Yo la uso en las piernas.

Neutrogena: un clásico que nos descubrió Oriol en Red River. Con poca cantidad hidrata mucho. Genial para mantener a raya grietas que aparecen en invierno. Eso sí, más barata en los USA que aquí.

Crema de manos concentrada (Mercadona): la copia barata de Neutrogena. Otra crema que va muy bien para hidratar las manos completamente con muy poca cantidad. Viva Delyplus.

Climb-On: es como untar el dedo en una vela con forma de flan, y con razón, pues lleva cera de abejas (y tiene forma de flan). La versión pija de Neusc (que también hemos testado, vaselina pura y no está nada mal por el precio que tiene). El olor, un tanto raro, a mí me pirra: entre armario de abuela y vela del Natura. Solo para tus yemas.

Climbskin: lo que más me gusta es la frescura que aporta, algo que es de agradecer cuando tienes las puntas escocidas (las puntas de los dedos, por favor!). Rápida absorción aunque hay que echarse cantidades generosas para que cunda. Nos parece bastante buena en cuanto a regeneración se refiere así que la usamos para las yemas. 


Resumiendo, las tres primeras cremas opino que son perfectas para uso general y las dos últimas, más apropiadas para las zonas desgastadas (las yemas de los dedos, habitualmente). Añado, para los Piel Seca –y para aquellos que escalen mucho, sean de la tribu que sean-, que una buena técnica con la lima también os ayudará a mantener el callo en su sitio. Eso sí, como he dicho al principio, que NADIE espere tener las manos suaves mientras se dedique a agarrarse a la roca como un poseso, ni aun usando un pulidor eléctrico o la novedosa crema a la manteca de cerdo. Esto y tener los pies feos es nuestro sino. 

Y hasta aquí lo que da de sí tan viscoso material.

13 comentarios:

Vladimir Bustóf de la Sousa dijo...

Muy interesante...y no hablo de la revista.
Nunca uso cremas salvo para no tostarme al sol.
Salu2

Josep Batlle dijo...

Ja ja, quines contradiccions ens dona el pas del temps. Als 80's feiem servir tintura de benjui per assecar i endurir (algú ho va veure en una foto dels ianquis) els tous dels dits. Resultat, gruixos importants de pell morta i carícies amb tacte de paper de vidre. Un bon article tècnic.
Salut

Anónimo dijo...

Marieta, com bé dius l'Oriolet i la Martació ens van obrir els ulls!! A partir d’aquí els 8-9€/tub de neutrogena (enfront dels 6-7$ als EEUU) van obrir la porta al mercadona, que pel meu gust ha copiat fantàsticament bé el producte. Com diria l'Emilio Duró, si alguna cosa funciona copia, no vulguis innovar.
Per mi, aquest hivern, tot i no haver estat excessivament fred, ha estat un rècord al haver passat amb sols dos clivelles, i no de les més xungues. Això, tot i no haver llimat el callo excessivament.
En aquest sentit, la sorpresa més gran no han estat les poques clivelles, sinó que he mantingut la pell més elàstica i no m’ha passat cap cop que se’m desgarrés la pell d’una yema, però no perquè la presa fos tallant, sinó per la tensió de la pell al arquejar sobre preses.
Ara bé, la meva opinió és que contra el desgast de yema ni la neutrogena ni la mercatrogena tenen res a dir: Si vols fer un pegue i intentar allargar l'agonia soc de l’opinió d’utilitzar la tintura de benjuí. Això si, penso que l'ideal és utilitzar-la just abans del pegue.
Però si el que vols és recuperar al màxim la pell pel dia següent, després d'haver probat Climb On, em decanto per Climbskin, per ser de més ràpida absorció. Això si, jo la utilitzo posant només una capeta a les yemes que tinc desgastades i fent-ho varies vegades al llarg de la tarda després d’escalar i abans d’anar al llit. D'aquesta manera, el dia següent tinc la pell molt més recuperada.

Steve

"PACA" dijo...

No he entés res del que he llegit.... m`ho pots tornar a explicar?

Mohawk dijo...

No puc passar sense comentar aquest tema tan "cremós"!

Jo era dels que inicialment utilitzava Neusc, però estava fart d'anar a dormir, després d'escalar, amb aquella sensació d'haver estat jugant amb plastelina, je, je, je... Una amiga m'explicava que després d'aplicar la Neusc es posava uns guants de làtex... però ja sabem que làtex i llit són una combinació explosiva.

Així que vaig passar a la Neutrogena que dóna un excel·lent resultat i dura força, això sí, cara!

Però fa poc una companya de la dona que es dedica a l'estudi de la cosmètica natural em va fer una crema que és espectacular (almenys amb la pell de les mans :P). Està basada en una combinació entre mantega de Karité (no t'enganyaré que ho acabo de buscar al google perquè ni idea de que era) i Aloe Vera.

Sense haver provat les cremes "pofessionals" d'escalada, aquesta guanya "por goleada" a les anteriors.

;)

Marieta dijo...

Vladi: aha! yo también soy adicta a la crema solar -diaria- gracias por tus...Lecturas (y tampoco hablo de la revista, eh? bueno sí, era para hacer la gracia)

Batlle: doncs resulta que la climbskin aquesta deu portar algo de tintura de benjuí, això m'han comentat avui, per l'olor que fa (això m'ha dit un noi que en fa servir, de tintura, jo ni idea de l'olor que fa). Gràcies pel comentari!

Stif: jo tenia dues profes de patinatge: una es deia Clara i l'altra Gemma...un ou! no ve al cas però ara ho he recordat.

Paca: amic meu...no ho has entés perquè tu també deus ser de pell grassa -hehe- com jo ;) Una abraçada i, de totes formes, la millor crema que ens podem trobar és la catalana, amb un bon sucre cremadet per sobre.

Mohawk: doncs ara que ho dius, aquesta que diem al post del mercadona porta Karité i Aloe. L'Esteve va anar un dia al Mercadona i va provar totes les cremes: diu que aquesta és la que li va semblar millor i més semblant a la Neutrogena -que no porta ni Karite ni Aloe. Una abraçada, bou!

Unai Martinez dijo...

http://www.elizabetharden.com/Eight-Hour%C2%AE-Cream-Skin-Protectant/10014252000,default,pd.html
Es lo mejor

Marieta dijo...

Unai...esa crema no me la echo en las manos ni cobrando el sueldo de un ministro. No por mala, no, sino por lo que dices tu. La 8 hours tiene que ir directo a las marcas de expresión (arrugas) y no se hable más.

Akane LolaSteiner dijo...

Ah! Patinaves? Ma filla començarà ara al setembre, amb ¡3 anys i a petició pròpia! Quines coses. M'alegra saber que, amb això, segueix els teus passos i que de gran serà com tu (i llegirà a Tolstoi).

I respecte a la pell greixosa i els reflexos del front, nena, tinc la solució per tu! Les BB creams són meravelloses! Són cremes hidratants amb una mica de color, que homogeneïtzen el to de pell i surts estupendisima, com si anessis maquillada però sense la sensació de portar una pasterada a la cara. Hi ha una (crec que marca Delyplus, sigui per sempre lloada amén) que a més, te protecció 50 per al sol.

Marieta dijo...

Ho hauré de provar ipso facto!! perquè estic farta de sortir a les fotos com si m'hagués rentat la cara amb mantega.
petonets!

Anónimo dijo...

Hola Marieta, me gustaria aprovechar que has colgado el post de las cremas para preguntarte tu opinion o experiencia sobre el uso de cremas durante dias consecutivos de escalada. ¿Es beneficioso darse crema a mogollon despues de un dia o varios de escalada cuando voy a escalar al dia siguiente o me dejara las yemas tan hidratadas que al final es contraproducente y me doleran mas y se desgastaran aun mas debido a que la piel esta muy blanda???
Muchas gracias!

Marieta dijo...

Querido anónimo, la verdad es que no tengo ni flowers más allá de lo que sé empíricamente -que, además, es poco-.
Dicho esto, y de manera general, creo que nos podemos echar cremas (tipo las de este post) sin complejos, después de escalar y entre días de escalada. Yo me he llegado a poner crema por la mañana, cuando sé que no escalaré hasta la tarde, pero ha sido en situaciones de extrema necesidad (y mi piel es grasa, así que ¡imagínate como lo tenía!) y sabiendo que me lavaría las manos en algún momento entre la untada y la escalada. En fin, espero que te sirva de algo, aunque lo mejor será que experimentes con tus manos (ejem...en relación a lo dicho, eh? no me seas guarrete)

Anónimo dijo...

Muchas gracias! Si si a tus experiencia apelaba en mi comentario. A partir de ahora hare uso de las cremas sin miedo (combinandolo con el benjui, autentica panacea del alivio del dolor de yemas).
Muchas gracias de nuevo,
Anonimo (Iñigo)